Sonohisterografía

La histerosonografía, también conocida como ecografía de infusión salina, es una técnica de ultrasonido especial, mínimamente invasiva. Proporciona imágenes del interior del útero de una mujer.

Un estudio con ultrasonido Doppler puede ser parte de un examen de histerosonografía. El ultrasonido Doppler consiste en una técnica especial de ultrasonido que evalúa la sangre mientras circula por los vasos sanguíneos.

 

¿Para qué se utiliza?

Es una técnica valiosa para evaluar hemorragias vaginales sin causa, que pueden ser el resultado de anormalidades uterinas tales como:

  • pólipos
  • fibroides
  • atrofia endometrial
  • adhesiones (o fibrosis) endometriales
  • lesiones malignas/masas
  • defectos congénitos

La histerosonografía también se usa para investigar anormalidades uterinas en las mujeres que experimentan infertilidad o múltiples abortos espontáneos.

Las imágenes por ultrasonido Doppler pueden ayudar al médico a ver y evaluar:

  • obstrucciones en el flujo sanguíneo (tales como coágulos).
  • flujo sanguíneo en los pólipos, tumores o malformaciones congénitas.
  • várices y aneurismas pélvicas.

 

¿Cómo se realiza?

Para la histerosonografía, se inyecta una solución salina estéril en la cavidad del útero, lo cual distiende o expande la cavidad uterina. La solución salina marca el endometrio (la pared de la cavidad uterina) y permite una fácil visualización y medición. Además, identifica los pólipos o masas dentro de la cavidad. También se puede inyectar aire y la solución salina en el útero para que el médico busque burbujas de aire que atraviesen las trompas de Falopio, lo que puede indicar la permeabilidad de las trompas de Falopio.

El ultrasonido Doppler, una aplicación especial del ultrasonido, mide la dirección y velocidad de las células sanguíneas a medida que se mueven por los vasos. El movimiento de las células sanguíneas causa un cambio en el tono de las ondas acústicas reflejadas (denominado efecto Doppler). Una computadora recopila y procesa los sonidos y crea gráficos o imágenes a colores que representan el flujo sanguíneo a través de los vasos sanguíneos.

El examen por ultrasonido transvaginal se realiza en forma muy similar a un examen ginecológico e implica la inserción de un transductor en la vagina luego de que la paciente vació su vejiga. La punta del transductor es más pequeña que la del espéculo estándar que se usa para realizar una prueba de Papanicolaou. Una cubierta protectora se coloca sobre el transductor, lubricada con una pequeña cantidad de gel y luego se coloca en la vagina. Sólo dos o tres pulgadas del extremo del transductor se colocan en la vagina. Las imágenes se obtienen de distintas orientaciones con el fin de obtener las mejores vistas del útero y los ovarios. El ultrasonido transvaginal habitualmente se realiza con la paciente recostada boca arriba, posiblemente con los pies en estribos en forma similar a un examen ginecológico.

La ecografía Doppler también se puede realizar por medio del transductor transvaginal.

La histerosonografía se realiza como una investigación en profundidad de las anormalidades y sus posibles causas. Determinar la ubicación de ciertas anormalidades, como fibroides o pólipos, puede ser importante al establecer un tratamiento o una estrategia para la enfermedad particular de la paciente.

Pedir turno


Preparación

  • No requiere ninguna preparacion
  • En el caso de estar en el período menstrual, no se puede realizar el estudio

Servicios Relacionados


Prestaciones Relacionadas


Instituciones


Términos Relacionados

Histerosonografía