Ecografía mamaria

La ecografía mamaria es una técnica de imagen que utiliza frecuencias altas de ultrasonido, imperceptibles al oído humano. El rebote de estas ondas sonoras en las diferentes estructuras de los tejidos se traduce en una imagen que interpretará el profesional. En general la ecografía de mama proporciona muy buenas imágenes.

La ecografia mamaría no sustituye a la mamografia, ya que no detecta las microcalcificaciones, que son pequeños depósitos de calcio que en algunos casos puede indicar la presencia de un pequeño tumor. Sólo en el caso de embarazadas y mujeres jóvenes se utiliza como método de diagnóstico inicial en lugar de la mamografía.

Durante un examen por ultrasonido del seno, el ecografista puede usar técnicas Doppler para evaluar el flujo sanguíneo o la falta de flujo en cualquier masa mamaria. En algunos casos, esto puede brindar información adicional.

 

¿Para que se utiliza?

  • Detectar y caracterizar alteraciones en la mama
  • Exploración complementaria de cáncer de mama
  • Biopsia de mama guiada por ecografía
  • Permite distinguir entre un tumor sólido y un quiste de mama (líquido), etc.

 

Preparación

  • Asistir con todos los estudios anteriores
  • Es un examen rápido, no invasivo y por lo general no presenta dolor.
  • El gel conductor puede sentirse un poco frío y húmedo.
  • Es recomendable asistir al estudio con ropas cómodas.