Blog de Salud

ACV: Tratamiento integral en emergencias.
Martes 15 de Agosto de 2017

ACV: Tratamiento integral en emergencias.


La asistencia inmediata cuando un paciente está sufriendo un ACV es fundamental para garantizar un tratamiento integral con efectos positivos. La Dra. Guadalupe Bruera, Jefe del Servicio de Neurología de Grupo Gamma brinda detalles de la atención en emergencias que ofrece el Hospital Privado de Rosario.



¿En qué consiste el tratamiento de un ACV?

El tratamiento específico en ACV, se tiene que realizar dentro de las seis horas iniciales en que el paciente comenzó con los síntomas. Este período se llama ventana terapéutica e indica hasta cuando podemos accionar. Esto no se aplica a todos los ACV, hay uno que se Isquémico y otro llamado Hemorrágico. Los Isquémicos, donde se tapa la arteria, son los tienen un período de ventana de seis horas. Sin embargo, no sucede con todos los Isquémicos, sino con algunos en particular.

¿Cómo se puede identificar un ACV?

Los fundamental es que la persona pueda darse cuenta que está cursando un ACV. Entonces, si de repente no puedo hablar más;  se confunde y no puedo entender lo que alguien le está diciendo;  en otro caso, se arrastran las palabras al hablar; no logra ver de un ojo; se queda sin movilidad en la mitad del cuerpo, no hace falta que sea en todo el cuerpo, puede sólo ser en un brazo, mano o  pierna; tiene vértigo con náuseas y vómitos, muchas veces acompañado de presión muy alta; no siente la mitad del cuerpo, esos son síntomas de manifestación que se está cursando un ACV. Es decir, se obstruyó una arteria. En otro casos, se puede sufrir un fuerte dolor de cabeza, en algunos casos está asociado a un ACV Isquémico y otros a uno Hemorrágico.

Básicamente, cuando una persona está cursando éstos síntomas, debe, rápidamente, consultar con emergencias. Solicitar una ambulancia y asistir a un lugar que pueda tratarlo, es decir, un Hospital de Alta Complejidad. Nosotros, en el Hospital Privado de Rosario contamos con una tecnología enorme, de alto impacto y con recursos humanos suficientes para abordar este tratamiento.

“Cuando un paciente tuvo esta patología y los síntomas no están más presentes, debe consultar igual. Es decir, si el síntoma pasó, la persona no debe quedarse en su casa, tiene que concurrir a la guardia.”

¿Cuál es el momento de inicio de tratamiento en emergencias?

El tratamiento inicia cuando el paciente se acerca a la guardia, allí se activa el Código de Stroke, Código de ACV. En ese momento, unos 50 profesionales involucrados llevan al paciente, rápidamente, a la Unidad de Terapia Intensiva para que reciba, en una primera instancia, un tratamiento endovenoso. El tratamiento consiste en romper lo que obstruyó la arteria y si ese paso no es efectivo, se procede a una segunda instancia donde un Neurocirujano ingresa por la arteria e intenta destaparla. Esta asistencia se realiza en minutos e incluye Tomografía, Estudios, Laboratorio y Terapia Intensiva, donde se intenta estabilizar al paciente.

Esta atención, es lo que llamamos una urgencia, todos los profesionales trabajando de conjunto e intentando descifrar cual es el abordaje necesario. Por esta razón, son muy importantes las horas. Si la persona no se dio cuenta que está cursando un ACV o consulta pasadas las seis horas, no tenemos tratamiento para ofrecerle.

Si el síntoma se detuvo, ¿Se debe consultar igual?

Cuando un paciente tuvo esta patología y los síntomas no están más presentes, debe consultar igual. Es decir, si el síntoma pasó, la persona no debe quedarse en su casa, tiene que concurrir a la guardia.

Cuando el paciente concurre a la guardia, se le realiza un examen neurológico. Si éste es normal, se le realiza una Neuro-imagen. Se trata de fotos del cerebro, de las arterias y venas que llevan sangre al cerebro. Esas fotos ayudan a diferenciar el ACV Isquémico, cuando se obstruyó la arteria, del ACV Hemorrágico, cuando se rompió la arteria. Entonces, al obtener los resultados se dividen los tratamientos según el tipo de ACV. En el caso de que no se obtengan resultados positivos con las fotos, se trata de un AIT (Ataque Isquémico Transitorio). Es decir, se tapó la arteria y se destapó rápidamente y no dejó secuela.

Consecuentemente, el paciente debe permanecer internado para estudiar las causas del AIT. Cuando logramos encontrar las causas, podemos hacer lo posible para que no se repita. Por otro lado, si se interna a un paciente y no se encuentra la causa, la internación resulta obsoleta ya que la probabilidad de que éste se externe y vuelva a cursar un ACV y, en este caso, sea altamente incapacitante es del 80%.

Toda persona que tuvo un AIT, un ACV Isquémico o Hemorrágico tiene probabilidad en los cinco años posteriores al primer evento de repetir otro. Es decir, aproximadamente la mitad va a repetirlo. Para prevenirlo, es fundamental una buena prevención secundaria y siempre intentar encontrar la causa.

 

Compartí

  • -
  • -

Deja un comentario

Tu dirección de correo eléctronico no será publicada. Los campos necesarios están marcados con un *

Alentamos su participación a través de los comentarios en nuestro blog. De todos modos, no podemos brindar una opinión médica de un caso en particular, sin una consulta personal con un profesional que analice al paciente. Si usted tiene preguntas relacionadas con síntomas específicos, le recomendamos solicitar un turno con un especialista.

Descubrí nuestra Red Integrada de Salud

Suscribite a nuestro Newsletter

Y recibí las últimas novedades de salud. Sentí Grupo Gamma.

Seguinos en las redes sociales

Nuestras certificaciones de calidad

Laboratorio Gammalab participa en los Programas de control de calidad externa en la Fundación Bioquímica Argentina.
Laboratorio Gammalab, participa del Programa internacional Buenos Aires de Aseguramiento Externo de Calidad en análisis clínicos. CEMIC.
Laboratorio Gammalab participa del Control de calidad externo de la Sociedad Argentina de Genética Forense.
El Centro de Medicina Reproductiva de Grupo Gamma cuenta con la acreditación plena de la Sociedad Argentina de Medicina Reproductiva (SAMER).