Medición del monóxido de carbono exhalado a través de un sensor (coxímetro) con un simple soplido. Usado en el diagnóstico y seguimiento de fumadores para monitoreo de sus tratamiento.