Blog de Salud

Anticonceptivos a partir de los 35 años
Jueves 09 de mayo de 2013

Anticonceptivos a partir de los 35 años

A partir de los 35 años aproximadamente, la fertilidad de las mujeres va disminuyendo y, en general, el deseo de maternidad está cumplido. Aunque las menstruaciones continúan siendo regulares pueden aparecer o reaparecer ciertos síntomas como el dolor intramenstrual, la mastalgia o dolor mamario premenstrual, aumento del sangrado menstrual y la presencia de algún episodio de irregularidad menstrual (atraso o ausencia del ciclo) esporádico. Dado todo esto el profesional  aconsejará continuar con el método que se venía utilizando o cambiarlo para adecuarse a este nuevo momento de su vida

Algunas mujeres podrán continuar utilizando los anticonceptivos hormonales combinados o, si no lo utilizaban, el médico/a puede recomendar su utilización. La píldora combinada protege, con mucha eficacia, del embarazo no deseado, corrige las variaciones del ciclo y disminuye o suprime el dolor intramenstrual. Para poder continuar con esta medicación hay que cumplir con una serie de requisitos: peso corporal normal para la edad, no fumar, hacer actividad física regular, no tener diabetes ni hipertensión arterial. Como en este período algunas mujeres atraviesan una o más de estas situaciones es conveniente que se reevalúe junto a un profesional de confianza el uso de este tipo de anticonceptivo. Si resulta que no se puede continuar usándolo, se puede optar por una píldora diferente, que utiliza sólo uno de los componentes hormonales de la píldora combinada, y que puede utilizarse para evitar el embarazo con muy buena eficacia en este período vital.

Otra opción son los dispositivos uterinos conocidos con el nombre de DIU. En nuestro medio disponemos de dos tipos de dispositivos uterinos: uno con cobre y otro con medicación hormonal. Ambos brindan una protección adecuada para evitar el embarazo a esta edad y tienen una duración de cinco años. El profesional le explicará cual es el más apropiado para sus características actuales y acordará con usted sobre sus preferencias.

Los métodos más definitivos para controlar la fertilidad como son la ligadura tubaria y la vasectomía tienen un lugar en este período vital. La mujer y su pareja pueden optar por uno de estos procedimientos. La ligadura tubaria es efectuada por los ginecólogos o tocoginecólogos y la vasectomía por los urólogos.

Si cambió de pareja o no tiene una pareja estable debe recordar que suele intensificarse el riesgo de contraer infecciones de transmisión sexual (ITS). Esto puede disminuirse marcadamente utilizando el condón o profiláctico en forma adecuada y colocándose las vacunas contra las ITS si es que no lo ha hecho antes: vacuna contra la hepatitis B y contra el VPH. El profesional actuante sugerirá la prueba de VIH en forma anual.

Compartí

  • -
  • -

Deja un comentario

Tu dirección de correo eléctronico no será publicada. Los campos necesarios están marcados con un *

Alentamos su participación a través de los comentarios en nuestro blog. De todos modos, no podemos brindar una opinión médica de un caso en particular, sin una consulta personal con un profesional que analice al paciente. Si usted tiene preguntas relacionadas con síntomas específicos, le recomendamos solicitar un turno con un especialista.

Descubrí nuestra Red Integrada de Salud

Suscribite a nuestro Newsletter

Y recibí las últimas novedades de salud. Sentí Grupo Gamma.

Seguinos en las redes sociales

Nuestras certificaciones de calidad

Laboratorio Gammalab participa en los Programas de control de calidad externa en la Fundación Bioquímica Argentina.
Laboratorio Gammalab, participa del Programa internacional Buenos Aires de Aseguramiento Externo de Calidad en análisis clínicos. CEMIC.
Laboratorio Gammalab participa del Control de calidad externo de la Sociedad Argentina de Genética Forense.
El Centro de Medicina Reproductiva de Grupo Gamma cuenta con la acreditación plena de la Sociedad Argentina de Medicina Reproductiva (SAMER).