Compartí esta nota

Amamantar, un arte milenario y una sabiduría popular

– Es un saber popular que la leche de su madre es el mejor alimento para cada niño. El por qué, tiene distintas miradas, desde el fundamentalismo hasta lo criterioso. Digo esto para que se entienda que madre es todo ser que puede anidar a un niño, independientemente si lo tuvo o no en su útero, si lo amamantó o no.

A veces, independientemente del deseo de la mujer-madre, diversas circunstancias hacen que no se logre la lactancia, parcial o exclusiva, hasta los 6 meses como es la recomendación.

Aclarado este aspecto, veremos ahora de qué se trata esto tan maravilloso que es amamantar y detallaremos algunos puntos que no hay que dejar escapar para lograr una lactancia exitosa:

  1. Primera prendida: Es fundamental que prendamos al bebé en la sala de partos, mientras nos trasladan al cuarto donde haremos el puerperio; el niño está preparado para esto. Esto será beneficioso para la producción de la lacto génesis, y además ayuda al útero para que se repliegue. Debemos hacerlo aquí, porque el niño luego duerme un sueño profundo del que es difícil de despertar, “El periodo de transición”, donde se recupera del esfuerzo de nacer. Él también trabaja desde adentro y ayuda a su madre buscando la salida por el canal de parto.
  2. Libre Demanda: Esto significa que no debemos controlar con reloj la mamada ni el sueño del niño: debemos prenderlo cuando pida, no cambiarlo de pecho, dejarlo hasta que se desprenda.

Qué es esto y por qué? Existen varias razones. Entre las cosas que medicalizamos los médicos, se encuentra este acto natural y maravilloso de alimentar a nuestros niños!! Luego de mucho estudiar, observar, hacer historia, nos pasó como con “el boca arriba para dormir”, debimos volver atrás, en el tiempo.

La razón de no cambiarlo de pecho es que la mamada tiene diferentes tiempos y de esto depende la estructura en la leche; al inicio es predominio de hidratos de carbono, en la mitad de proteínas y al final de los lípidos, que es lo más gustoso, lo que engorda y sacia al bebé.

Por qué debemos sacarnos leche? Me faltará?

No, el sacar leche del pecho contralateral al que se prendió nuestro bebé favorece la bajada; además, cada mama tiene tres reservas. Si repetamos los tiempos del niño y esperamos que él trabaje por su alimento, nunca nos quedaremos con poca leche. La mama es como un silo, si está llena no baja leche nueva; eso nos pasaba antes y por esta causa muchas mujeres perdieron de amamantar al niño.

¿Es posible la interferencia? Si , en el caso de agregarle biberones sin estar seguras de que el niño tiene hambre, la leche maternizada demora más tiempo en digerirse. Recuerden siempre que el mejor estimulo para la lactogénesis es la prendida de nuestro bebé

 

Si por alguna circunstancia, de la madre o el niño, no se amamanta por algunos días, se retira la leche???

NO! Se puede relactar!, pero es necesario que la madre-familia mantengan el deseo. Esto pasa con la madre de los niños nacidos prematuramente y que requieren internación prolongada

Esto es muy necesario, el contacto con el pequeño facilita la bajada de la leche y favorece al neurodesarrollo.

No dejemos al padre afuera, él desea colaborar, enseñémosle que nos ayude a ordeñarnos, a que tenga el niño “balconeando sobre su hombro” luego de amamantarlo, o que lo entretenga si debemos sacarnos leche antes de prenderlo, a veces esto es necesario.

 

Cuándo debo sacarme la leche antes de prender al niño?

Cuando empieza la bajada de la leche, su capacidad gástrica deja remanente en la mama y esto a veces duele, cuando hay mucho reflejo de eyección en la mama, sale el chorro de leche y nuestro niño “se inunda”, o cuando hay reflujo gastro-esofágico.

 

Hay mas de una posición para amamantar?

  • a caballo sobre la pierna de la madre ( como si el niño fuera el jinete)
  • invertida, con la cabeza hacia delante, como si fuera el niño una pelota de rugby, para esta posición ayudan las almohadas para amamantar.

El cambio de posición favorece el vaciado parejo de las mamas.

 

Se pueden amamantar dos niños a la vez?

Si, usando ayuda como las almohadas para amamantar. Lo más importante para amamantar es el deseo de hacerlo, el cómo lo vamos viendo con nuestro profesional.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Alentamos su participación a través de los comentarios en nuestro blog. De todos modos, no podemos brindar una opinión médica de un caso en particular, sin una consulta personal con un profesional que analice al paciente. Si usted tiene preguntas relacionadas con síntomas específicos, le recomendamos solicitar un turno con un especialista.

Recomenda esta entrada